Aprender la Perseverancia


Ser constante, esforzarse, perseverar en eso que tanto deseas, te hará conseguirlo. Pero esta lección no siempre es fácil de aprender.

1.El salmón

salmon

El salmón es un pez que en verano, remonta los ríos de agua dulce para poner huevos y tener sus hijitos. Llegado este momento, gracias a su agudo sentido del olfato, el salmón es capaz de volver al lugar exacto donde nació, a pesar de que dicho lugar puede encontrarse a miles de kilómetros aguas arriba, desde la desembocadura del río.

Cuando los salmones llegan agotados de tanto luchar contra la corriente del río, preparan el nido para que las hembras puedan poner los huevos. Ellas después de desovar, que así se llama el poner los huevos, los cubren y los dejan bien resguardados para que nazcan los salmoncitos y ellos, los padres, vuelven a recorrer el largo camino pero ahora de regreso al mar.

En este gran esfuerzo algunos de ellos mueren, pero otros logran llegar al lugar donde nacieron, pues es sólo allí donde pondrán sus huevos.

Preguntas

-¿Crees que este animalito es perseverante?

Perseverar es una cualidad muy buena, que permite mantenerse constante para obtener el fin que se persigue. La persona perseverante lucha frente a obstáculos y dificultades con tal de obtener el resultado esperado, es algo así como cuando el corredor, corre mucho para llegar a la meta, así como lo hizo el salmón para poner sus huevos y tener hijitos.

perseverancia

Anuncios

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s